www.flickr.com

martes, 16 de enero de 2018

Cinco días de diciembre

Quedaba pendiente del año pasado una pequeña reseña de nuestra salida del puente de diciembre. Fueron cinco días que nos sirvieron para recordar aquellos tres días de hace nueve años y terminar unas tareas pendientes.

Recordamos excusiones pasadas,  cuando los niños eran pequeños y arrastrábamos, sentado en un plástico, a un Asier cansado, feliz y contento, y Aimar era el pequeño del grupo (puesto que ya no ocupa).

Repetimos una pequeña ruta y comprobé que Iñaki estaba en lo cierto al afirmar que, lo que yo creía que era Txamantxoia, era en realidad Lapakiza Linzola (tarde pero reconozco que tenías razón, Iñaki).

Visitamos de nuevo la pequeña panadería de Burgui y renové la imagen del panadero esta vez con su hijo (y probamos el impresionante pan de azúcar de Burgui, no de Río de Janeiro).



Conseguimos, a pesar de la nevada, subir al puerto y raqueteamos hasta abrir el apetito. De vuelta, nos desquitamos de la frustada visita a la Venta de Juan Pito con unas migas y un puñado de cucharas (la nieve seguía pero el paso era franco).

Retornamos a la cascada pero sin repetir la foto del agua fluyendo, por razones obvias (aunque a algún iluminado le diera por intentar romperla para hacerle la gracieta a su hijo. ¡Por favor!).



Volvimos a disfrutar de la compañía de los buenos amigos (¿acaso los hay de otro tipo?) porque hay cosas que no cambian.

PD: Cinco gloriosos días.

martes, 2 de enero de 2018

Calendario enero

Llego a tiempo para el calendario de enero.




PD: Aunque tampoco es que me haya ido a ningún sitio.