www.flickr.com

lunes, 14 de agosto de 2017

Decisiones

Se acercaba la fecha, venían las Perseidas. En esta ocasión, la ventana de buen tiempo nos dejaba varias fechas a elegir. Por un lado, el viernes no era la mejor para la lluvia de estrellas pero, siendo el primer día después del mal tiempo, sería el más despejado y menos caluroso. El sábado era el máximo pero tendríamos mucho más calor y la posibilidad de que las nubes cubriesen el cielo nocturno. Por otra parte, si íbamos el viernes, volveríamos el sábado y la carnicería de Lekunberri nos ofrecería una deliciosa posibilidad a la vuelta. Por otro lado, si volvíamos el domingo, coincidiríamos con la romería a Igaratza y los bocadillos de txistorra a mitad de camino. Ante semejante lío, la familia delegó en mí la responsabilidad de la elección y opté por el viernes. Si fue una decisión acertada o no, nunca lo sabremos. Sin embargo, fueron dos días para recordar durante mucho tiempo.


PD: Muuuucho tiempo.

No hay comentarios: