www.flickr.com

martes, 28 de diciembre de 2010

Paga o multa.

La semana pasada estuvimos de excursión montañera al Urkieta. En el camino de vuelta, Asier perdió un guante. Nada importante si contamos con que ya estaba en las últimas y, además, le quedaba algo pequeño. Pero el miércoles pasado recibimos una llamada.


Era una persona que lo había encontrado. Hasta ahí, todo bien. Es costumbre en el colegio poner el nombre y teléfono del niño en todas las prendas, por si se le pierde en el patio. Era pues, un atento montañero que nos llamaba para devolvérnoslo. Pero no.

Lo que quería el individuo era, dicho en plata, chantajearnos. Resulta que hay una normativa foral (el Urkieta está en Navarra), que controla todo el tema de dejar desperdicios en el monte y cosas de esas. Las multas van de 150 a 600 euros y, el susodicho, quería 50 euros por devolvernos el guante (y, de paso, no denunciarnos).

Nuestra primera reacción no puede ser transcrita en este blog y le colgamos. Pero volvió a llamar, y rebajó el precio a 20 euros, diciendo que no le importaba pasar por donde viviéramos (en el guante no estaba la dirección). Volvimos a colgar.

Ayer nos llegó el requerimiento judicial junto con la denuncia. Por fortuna, mi hermano me asesoró correctamente y, el viernes, pusimos en la policía municipal una denuncia por pérdida que nos cubre legalmente. Hemos enviado con el requerimiento una fotocopia debidamente compulsada y a ver qué pasa.

PD: Aún hoy es el día que me cuesta creer lo que nos ha pasado.


12 comentarios:

mòmo dijo...

¡Caramba con el guante! Si ya lo decía Obélix: están locos estos...

Marc Roig Tió dijo...

Si no fuera por la chistorra de hace un año... Jajaja, muy bueno.

Anónimo dijo...

Pues menuda "inocentada". O eso espero.

De no ser así, lo correcto sería localizar al de la llamada y darle un guantazo. Acto seguido, tirarle el guante y retar a duelo al canalla.


Ch.

iK dijo...

Y repito: Viva la inocencia, y maldigo a la gente que se la ha dejado por el camino. Qué pena, después de una aventura tan bonita en la arista del Urkita, tener que aguantar esas gili********. Aysss.

Sergio dijo...

Digo y repito, HOY es el día en que me cuesta creer lo que nos ha pasado.

iK dijo...

Os***. A Dios pongo por testigo que he caído como un cenutrio (iñoxente) pero que ha sido antes de ver tu post final. Y me alegro: Los 40: la edad de la Inocencia.

Pd. Muy buena.

Sergio dijo...

¡Feliz 28 de diciembre!

Liège dijo...

Yo también había pensado en una inocentada.
Pero espero que todo se solucione de la mejor manera posible.
Feliz año! Que 2011 sea muy próspero y lleno de buenas realizaciones.

Sergio dijo...

Sí que lo era, Liège. Feliz año.

eresfea dijo...

Estás quetesales.

IMANOL dijo...

Ayer me llegó una original y preciosa felicitación navideña. Muchas gracias Sergio. Que paseis un feliz fin de año y 2011. Abrazo.

mòmo dijo...

¡Ups! Me ha costado caer en la cuenta... Me han dicho que ha llegado una felicitación a Sant Pol para Joana. ¡Qué ilusión!