www.flickr.com

jueves, 20 de noviembre de 2008

La mesa.

Lolitas, jovencitas, angels, childlover, ... si has aparecido por aquí desde un buscador en el que hayas introducido esas palabras, los dos sabemos qué tipo de persona eres.
Posiblemente no hayas pasado de la segunda línea pero, si sigues leyendo, no te preocupes que no te voy a dar un sermón, ya eres mayorcito para eso.
Espero verte un día en la televisión, cabizbajo, intentando convencer al juez y al jurado de que tienes un problema, que eres un enfermo, que aunque lo intentas no puedes evitar ser así. Puede que veas el asunto perdido y te defiendas atacando, intentando justificarte alegando libertades o elecciones personales.
Lo siento, no me darás pena. Pena me daré yo porque me dejaría llevar por una ira, básica, instintiva, que me hará desear estar a solas contigo, en una habitación; sólos, tú y yo; sólos tú, yo y una mesa con un cajón.


He querido contar hasta diez y no he llegado ni al dos.

5 comentarios:

eresfea dijo...

Te paso los "ninchakus"...

Liège dijo...

Los crímenes contra los niños son de una gran crueldad y cobardía.
Espero que la blogcampaña dificulte las ciberbúsquedas de los pedófilos e incentive las denuncias.
Y, si por lo menos uno de ellos llega a arrepentirse y deja de hacer daño a un niño, ya será una victoria.
Besos.

JoanMontane dijo...

Personalmente llevo muchos años en campaña y me alegra asistir y ser partícipe de tanta unión, solidaridad y entusiasmo para combatir esta lacra social.
No hace mucho puse en marcha mi blog http://forogam.blogspot.com/ al que por supuesto estáis invitados, para que esta realidad fuera más y mejor conocida, pues siguen pesando bastantes ideas erróneas al respecto.
Un abrazo a todos por el esfuerzo y espero que está campaña no termine aquí.

De paso añado las palabras clave para seguir inundando la red y ponérselo más difícil a los pedófilos: "angels", "lolitas", "boylover", "preteens", "girllover", "childlover", "pedoboy", "boyboy", "fetishboy" "feet boy"

Joan.

Sergio dijo...

Gracias por el ofrecimiento Josean, pero prefiero unas pinzas para partir marisco, al fin y al cabo no las uso demasiado y así les doy una utilidad.

Sergio dijo...

Sí Liège, nos conformamos con poco, uno, pero así se hace camino.